infomigration.com

Emigrar a España como inversionista: Ventajas

Actualizado por: Kelvyn Viña

España rompe con los cánones preestablecidos de inmigración. Aunque es común asociar residencia con una inversión económica, la nación europea ha abierto un canal diferente.

Desde el Grupo SIEspaña, empresa especializada en la inmigración a la nación europea, recuerdan que “el desconocimiento de los márgenes de ganancias, hábitos de consumo, salarios, impuestos, seguros y demás gastos contribuyen a un aumento de los costes y, por ende, a una reducción veloz del capital. Un modelo carente de garantías que intenta complacer el criterio subjetivo de un oficial de inmigración quien decidirá nuestra legalidad y la estabilidad de nuestra familia”.

Ventajas

1. El inmigrante puede obtener la ciudadanía sin necesidad de invertir

A través de nuevos estándares se permite acceder a la ciudadanía sin la necesidad de destinar su dinero a un proyecto determinado. Al contrario, conserva su capital para que una vez analizado el mercado y sus oportunidades, pueda apostar por la iniciativa que se adapte más a sus intereses y capacidad financiera. En otras palabras, una inmigración a la carta.

El modelo español elimina los riesgos tradicionales de obtener la residencia a través de la inversión de capital. En este sentido, la estadía legal del individuo no está vinculada a los resultados del proyecto o a los altibajos propios del mercado, siendo un caso común que, ante el fracaso financiero, el inmigrante termine perdiendo tanto el dinero como también la posibilidad de permanecer en el país acorde a lo establecido en la ley.

De esta manera,  en España los inversionistas pueden obtener, desde el primer día, una residencia legal sin necesidad de realizar ningún tipo de inversión o de gastar su capital, siendo la única condición “demostrar que se cuentan con los fondos económicos para mantenerse por lo menos durante el primer año. Al final, es el mismo dinero que se piensa invertir, pero sin la necesidad de entregárselo inmediatamente a nadie para estar legal en el país”. Esto les permitirá analizar el mercado, lo cual es una de las claves del éxito al momento de invertir en un nuevo país.

2. El inmigrante puede evaluar el mercado  antes de invertir

Alexandre Rangel, director del Grupo SIEspaña, explica que hay dos puntos clave para que el proceso migratorio cuente con todas las garantías posibles: el primero, conocer a profundidad la nación y mercado en el que se desea iniciar una nueva vida e invertir, lo que reducirá las posibilidades de encontrarse con sorpresas desafortunadas. El segundo, evitar a toda costa que nuestra legalidad y la de nuestra familia dependa del desarrollo comercial de un negocio, sea en el país que sea.

3.  Oportunidades para ciudadanos iberoamericanos

Otra de las ventajas de España es que, a los ciudadanos iberoamericanos que desean invertir, les otorgan la posibilidad de acumular, desde el día de su llegada al país, el tiempo requerido para aplicar por la ciudadanía española, que está regulado en dos años. Una vez obtenida, el documento permitirá al individuo vivir en cualquiera de los países de la Unión Europea.

4. España es un país rentable

En términos de rentabilidad, España es uno de los destinos más económicos al momento de invertir, si se compara con alguno de los destinos más comunes como Estados Unidos, Panamá o Reino Unido. En este sentido, no solo se facilita la adaptación al mercado, sino unas condiciones que permiten hacer más con menos.

“Para aquellos que ya cuentan con la ciudadanía de algún estado miembro de la Unión Europea, sólo deberán encontrar un modelo de negocio que se ajuste a su experiencia y presupuesto. En este sentido, debe ser considerado como el primer destino para emigrar y salvaguardar todo el capital que, con tanto esfuerzo, han ahorrado”, recuerda Rangel.

Ley de Emprendedores de Española

La Ley de Emprendedores establece que todo trámite correspondiente a los visados que abarca (RIC, RIV, REM, TAC, RIN, TTI, RFI) tendrá un plazo de resolución de 10 días, un tiempo menor al proceso de obtención de la visa estándar.

Los beneficiarios de esta ley podrán permanecer de forma legal durante el periodo de un año sin tener que tramitar la tarjeta de identidad de extranjero. Adicional a ello, los inversionistas o trabajadores extranjeros que a su vez trabajen fuera de España, pero tengan establecida su base de operaciones dentro del país, podrán renovar la visa otorgada por esta ley (aun cuando pasen más de seis meses fuera del teritorio).

La Ley de Emprendedores está pensada para los casos de inversionistas, emprendedores, profesionales, investigadores y trabajadores que realicen todo tipo de movimientos intra-empresariales.

Las condiciones generales para aplicar a esta ley son:

  • Ser mayor de 18 años.
  • Carecer de antecedentes penales tanto en España como en el país donde se haya residido durante los últimos 5 años.  
  • No residir de manera ilegal o irregular en territorio español.
  • No figurar como “persona non grata” en los países que tengan convenios con España.
  • Tener un seguro médico (público o privado) de una entidad autorizada para trabajar dentro del territorio español.  
  • Poseer suficiente dinero para mantenerse dentro del país, incluyendo a los familiares. El solicitante debe poseer un mínimo de 2.130 euros y 532 euros adicionales por cada familiar que se encuentre bajo su responsabilidad por cada mes que permanezca en España.
  • Cancelar la tasa por la tramitación del visado.

Visas de inversionista en España

Expuestas las condiciones generales, se procederá a hablar sobre las visas de inversionista en España y los otros visados que se pueden obtener mediante la Ley de Emprendedores:

Residencia para Inversores de Capital (RIC)

Todo individuo que realice una inversión inicial igual o superior a 1 millón de euros en acciones de una empresa española o efectúe un depósito bancario a favor de la misma, podrá optar por esta visa. Otra opción para obtener la Residencia para Inversores de Capital es realizar una inversión inicial de 2 millones de euros en títulos de deuda pública española.

Las inversiones deberán realizarse en un periodo no mayor a dos meses previos a la solicitud de este visado.

Residencia por Adquisición de Bienes Inmuebles (RIV)

Todo inversionista que acredite la adquisición de un inmueble con un valor de 500 mil euros dentro de territorio español (libre de toda carga o gravamen), tendrá la posibilidad de solicitar la Residencia por Adquisición de Bienes Inmuebles. Para acreditar la obtención del inmueble, se deberá poseer una certificación que incluya la información del dominio y las cargas del Registro de la Propiedad correspondiente al inmueble.

Residencia para Profesionales Altamente Cualificados (TAC)

Para solicitar la Residencia para Profesionales Altamente Cualificados, se deberá tramitar previamente la autorización de residencia para profesionales altamente cualificados. Dicho trámite deberá ser realizado por la empresa en España que contrate al profesional en la Unidad de Grandes Empresas y Colectivos Estratégicos. Luego de ello, la entrega de la visa será responsabilidad de la Dirección General de Migraciones.

Residencia para Formación o Investigación (RIN)

La Residencia para Formación o Investigación está dirigida a los extranjeros que aspiren a realizar todo tipo de formación, investigación o desarrollo en entidades públicas o privadas de España. Esta visa abarca los siguientes casos:

  • Personal investigador (que estén bajo el artículo 13 y la disposición adicional de la Ley 14/2011 de la Ciencia, la tecnología y la innovación).
  • Personal científico y técnico que realicen trabajos de investigación (científicos o tecnológicos) dentro de entidades empresariales o centros de I+D+I establecidos en España.
  • Investigadores acogidos por convenios de investigación de instituciones públicas o privadas.
  • Docentes contratados por universidades, centros de educación superior o escuelas de negocios establecidas en territorio español.

Residencia por Traslado Empresarial (TTI)

Como su nombre lo sugiere, el visado de Residencia por Traslado Empresarial corresponde al personal trabajador que viaja a España con motivo de una relación laboral, profesional o de formación con una empresa del país. Al igual que el visado TAC, la empresa en España deberá solicitar la autorización de Residencia por traslado intra-empresarial en la Unidad de Grandes Empresas y Colectivos Estratégicos, y la entrega de visado será responsabilidad de la Dirección General de Migraciones.

Residencia para Familiares (RFI)

Finalmente, la Residencia para Familiares es otorgada a los hijos menores de 18 años de edad y el cónyuge del inversionista. Esta residencia también puede ser otorgada a hijos mayores de edad que no puedan sustentarse por ellos mismos a causa de su estado de salud. Adicionalmente a las condiciones generales, se deberá probar el vínculo familiar (mediante carta de nacimiento del hijo, acta de matrimonio o documentos afines).

Imagen cortesía de (livingstone-estates.com). Todos los derechos reservados

Freddy Campos

4 comments

  • Hola, soy colombiano y junto con mi mujer e hijo pequeño deseamos migrar hacia un país que nos brinde mayor seguridad. Yo soy profesional: arquitecto y filosofo, ella, fotografa. Hace un año largo fuimos en viaje turistico a España y nos encantó. Mi pregunta es ¿cuál es el monto minimo para poder aplicar a esta residencia? Lo digo porque yo podria invertir en un negocio hasra 120.000 euros, no más. Gracias.

    • Saludos. Es importante tener claro lo que desean hacer, si desean ubicar algún empleo o si realmente desean invertir. Las perspectivas son diferentes. Le invitamos a plantearnos su caso en particular a través de nuestro correo asesoria@infomigration.com para ofrecerle información y ayuda más personalizada.

Carrito

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 490 suscriptores